miércoles, 5 de octubre de 2016

Monserat - Presa de la Cova Fumá - Castell dels Alcalans

Vistas desde el mirador
Fecha: 2/10/16
Tipo de ruta: Circular
Lugar de inicio: Monserrat, La Ribera Alta, Valencia
Hora de inicio: 7 h 23 min
Duración: 4 h 28 min
Distancia: 10.59 Km
Dificultad: Media
Altura mínima: 69 m
Altura máxima: 186 m
Indice IBP: 35
Calificación (1-10): 7
Recorrido: Desembocadura del Barranc dels Ofegats – Corral Nou – Mirador – Barranc del Castellar – Riu Magre – Presa de la Cova Fumá – Castell dels Alcalans – Riu Magre – Desembocadura del Barranc dels Ofegats.

Como llegar:
Saldremos de Algemesí por la CV- 523, con dirección a Guadasuar, población que cruzaremos por la Avenida de la Diputación para dirigirnos a la población de l'Alcudia, por la CV- 522, cruzando la A-7 por debajo y entraremos en l'Alcudia por la CV-50. Desde aquí nos dirigiremos hacia Carlet, sin abandonar la CV-50,cruzaremos la población de Carlet, saliendo por la misma CV-50. Llegaremos a la población de Catadau y seguiremos adelante por la CV-50 dejando atrás también la población de Llombai, hasta llegar junto a una fabrica de áridos que encontraremos a nuestra derecha. Aquí abandonaremos la CV-50 por nuestra derecha, por delante de la fabrica de áridos, hasta llegar a cruzar el río Magro, por medio de un pequeño vado, nada mas pasar el río y a nuestra derecha encontraremos un lugar en que nos detendremos y aparcaremos nuestro coche para dar comienzo a nuestra ruta de hoy.

Descripción de la ruta:
Esta semana la ruta discurre por las cercanías de Monserrat.
Ruta turística por el Castell dels Alcalans, el río Magro, y el mirador y presa de la Cova Fumá. Salimos de las proximidades de la pedrera, bajaremos por nuestra derecha al Barranc dels Ofegats en donde seguiremos por nuestra izquierda remontando el barranco. Ya por el cauce del barranco y en unos 200 metros nos encontraremos como una bifurcación del barranco en donde continuaremos por nuestra derecha. Iremos siguiendo el cauce del barranco aunque a veces lo dejaremos siguiendo un sendero que a tramos discurre junto al mismo barranco. Un poco mas adelante veremos una pedrera a nuestra izquierda, nosotros continuaremos caminando entre sendero y barranco, hasta llegar casi a unas casitas que veremos a nuestra izquierda junto al barranco en donde nos desviaremos por una senda que sale hacia arriba a nuestra derecha que nos llevará junto a unos corrales en ruinas, es el Corral Nou. 
Corral Nou
Salimos de los corrales atravesando unos campos de olivos y algarrobos hasta salir a un camino que por nuestra derecha nos llevaría con dirección al castillo, pero nosotros cruzaremos este camino, y continuaremos nuestra ruta por esta senda hasta llegar al punto señalizado como desvío al mirador. En principio la senda es evidente pero poco a poco va haciéndose mas difícil de seguir, muchos arboles caídos nos dificultan el paso y se hace casi preciso el uso del GPS. Bueno pronto llegamos junto al cortado que nos hace de mirador sobre el cauce del río y las ruinas del castillo. 
La presa desde el mirador
Después de disfrutar de estas vistas regresaremos desandando el camino mas o menos hasta llegar al cruce con la senda de la que nos desviamos, en donde seguiremos por nuestra derecha. Esta senda nos llevará hasta el cruce con una nueva pista en donde continuaremos por nuestra derecha. Por esta pista poco después llegaremos al cruce con el Barranc del Castellar en donde comenzaremos a seguir su cauce por nuestra derecha, recorriendo el último tramo del barranco, hasta llegar junto a un azud que hace muro para regular las fuertes avenidas. Nosotros unos metros antes del muro ascenderemos por nuestra derecha , continuando para descender hasta el cauce del río, y desde aquí continuaremos por nuestra derecha hasta llegar junto a la presa de la Cova Fumá.
La presa de la Cova Fumá
 El río Magro al pasar entre Real y Montroy presenta una fuerte curva hacia el sur, atravesando unos relieves calcáreos orientados de oeste a este, a lo largo de un pequeño desfiladero de unos dos o tres kilómetros de longitud, con algunas manifestaciones kársticas como campos de lapiaz y cuevas, como la Cova Fumá, donde se inician las acequias principales mediante este azud, que después se subdividen para regar los términos municipales de Llombay, Alfarp, Catadau, Carlet y Alginet. Lugar en el que es fácil ver aves acuáticas de varias especies y las urracas reales que por aquí viven. Desde la presa volvemos sobre nuestros pasos, pasamos de largo la salida del barranco por donde habíamos bajado, junto a un puente medio en ruinas y continuamos por una pista ancha. En unos cien metros encontraremos a nuestra izquierda y junto al camino unas construcciones abandonadas y medio en ruinas y justo antes de ellas una senda que asciende por nuestra izquierda y por la que seguiremos. Esta senda discurre en suave ascensión hasta llegar al cruce con una nueva pista en donde continuaremos por nuestra izquierda. Ahora buscamos la sobra que encontramos bajo un algarrobo junto a una pequeña pinada, lugar ideal para reponer fuerzas con nuestros almuerzos, dos tragos de vino, y un reconfortante café tocaet. Una vez hemos terminado nuestro almuerzo regresamos a la pista y continuamos por ella hasta llegar junto a unos corrales en ruinas en donde encontraremos un cruce de pistas. Al llegar hay un corral a nuestra derecha y a continuación otro corral a nuestra izquierda, pues entre estos dos corrales sale una pista por nuestra izquierda, por la que debemos seguir, es el Camino del Castellar. 
Cruzaremos de nuevo el Barranc del Castellar y comenzamos a desandar este tramos de pista por el que pasamos a la ida. Pasaremos por el desvío que utilizamos para ir al Mirador y continuamos por la pista adelante hasta llegar de nuevo al cruce con el camino que cruzamos en la ida, a la salida de los campos del Corral Nou, y en donde ahora seguiremos por nuestra izquierda en suave ascensión. Llegamos como a un rellano y seguimos la senda que nos muestra un poste con dirección al Castell dels Alcalans. Iremos descendiendo y encontraremos un desvío de senda a nuestra derecha por el que nos desviaremos para llegar hasta el castillo.
El Castell dels Alcalans de Montserrat, se localiza sobre un espolón o cuerda de ladera, que separa las diferentes depresiones o barrancos por donde se produce la escorrentía de aguas de una vertiente, que forma el valle de los Alcalans (del que toma su nombre), al este, que es el lado más accesible y en el que se desarrolla el sistema defensivo. Se ubica en el margen izquierdo del río Magro, enfrente de la Lloma Plana y les Llomes dels Castellars, dentro del término municipal de Montserrat. Ocupa la cima de uno de los cerros meridionales de la sierra Falaguera, en la partida dels Castellars, cerca de la Cova Fumá, que hace de divisoria con el término de Llombai.
El castillo debió estar construido con roca calcárea, y debía presentar un doble amurallamiento con torres que reforzaban los flancos. Los restos encontrados en la zona, indican la relevancia de la fortaleza de Alcalá debió alcanzar en su época. Aún puede distinguirse que la estructura se articula en dos recintos a los que normalmente se denominan recito superior e inferior, teniendo en cuenta su localización topográfica. El recinto superior, llamado Alcazaba por algunos autores o torre del Homenaje o celoquia por otros, debía tener, como era costumbre, un marcado carácter militar y residencial simultáneamente. Presentaba una planta rectangular, con patio a cielo abierto, y se completaba el conjunto con un práctico aljibe, así como otras dependencias, que son motivo de estudio todavía.
Por su parte, el recinto inferior, presentaba una subdivisión en dos partes, de un lado un gran albacar que rodeaba el recinto superior por el norte, oeste y sur; mientras al este existía una liza, que se encontraba defendida por un antemuro, alero o muralla, del que se han conservado restos que alcanzan los tres metros de altura.
Respecto al período de su construcción, ésta parece ser se llevó a cabo al menos en dos fases constructivas, una primera, que podría considerarse como la fundacional, que es la más antigua, la que se inició en el siglo XI, asociada a la taifa de Valencia; y una segunda etapa, iniciada en el siglo XII y que se extendería hasta el siglo XIII, coincidiendo con el periodo almohade, en la que se llevaría a cabo obras de refuerzo del sistema defensivo, sobre todo en la zona este del castillo ya existente. El castillo se encuentra en la actualidad en estado de ruinas.
El castillo se considera de origen árabe, posiblemente, atendiendo a los restos de cerámica que se han encontrado en las excavaciones arqueológicas llevadas a cabo. Construido sobre un asentamiento íbero anterior, es considerado como una muestra de la fisionomía de un típico castillo o fortificación islámica, pese a que actualmente sólo quedan restos de algunos lienzos de lo que fueron sus murallas, así como los basamentos de las que fueron sus torres y de lo que fue en su día fue un importante punto de defensa de la zona.
En el siglo XI un rey de laTaifa de Valencia decidió construir un castillo que permitiera controlar los cultivos existentes cerca del río Magro. Llegó a ser un importante castillo taifal, que se citaba incluso en la Crónica de Alfonso X (en la que se narra como el Cid, en una de sus acciones militares por el reino de Valencia, capturó a su alcaide, hecho que dio nombre al lugar como Vall d'Alcal, conocido más tarde como la Vall dels Alcalans).
El Castillo además de la defensa de la zona, también era utilizado para las tareas de recolecta de impuestos agrícolas y ganaderos del valle de Alcalá en época musulmana. Este cobro de impuestos queda reflejado en el Llibre del Repartiment. El imperio almorávide empezó a tener problemas de cohesión tan pronto y rápidamente como anteriormente se había producido su surgimiento. Esta circunstancia fue aprovechada Alfonso I de Aragón, el Batallador, que pactó alianzas con musulmanes reticentes a los nuevos califas almorávides, con la intención de ocupar Balansiya (Valencia). Se produjo entonces una respuesta por parte de los almorávides que trajeron de Marruecos un ejército para hacer frente a esta alianza. La batalla tuvo lugar el 1129 en el castillo de los Alcalans, y de en ella se produjo la derrota de los almorávides. Esta derrota desprestigió a los almorávides de Sharq al-Andalus y, poco después, se proclamarían unos segundos reinos de taifa en Sharq al-Andalus (a partir de 1144 en Balansiya), esto si se tiene en cuenta al poeta valenciano-musulmán Ibn al-Abbar.
Así, tras la Reconquista Monserrat fue donada en 1240 a Eiximén de Tovià, y, poco después, Joan Brusca le otorgó Carta Puebla en 1245. Con el devenir de los años, paso unas manos a otras, hasta que la familia Pérez de Calatayud pasara a ser la propietaria. En 1763 se integró en el ducado de Villahermosa hasta la abolición de los señoríos.
Desde el castillo descendemos por la misma senda que hemos utilizado para la subida y al llegar al cruce de desvío continuaremos a hora por nuestra derecha siempre en descenso con dirección al cauce del río. La senda continua paralela al cauce del riu Magre, por nuestra izquierda. Cruzaremos el Barranc del Ofegats, justo por el punto en donde une sus aguas, cuando las hay, con el riu Magre y enseguida llegamos al punto en donde aparcamos nuestro coche y en donde daremos por finalizada nuestra ruta de hoy.
Gracias por la ayuda en la descripción de la ruta a jordi.v
Hasta pronto.

Powered by Wikiloc

1 comentario:

  1. ¡Hola Pepelik! Vaya, pues estuvimos cerca. Casualidades del senderismo. En cuanto a esta ruta, no la conocía y está cerca de casa. La tendré en cuenta para hacerla en algún hueco que queda.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar